La llamada animal

La llamada animal
Animales: Maestros y Sanadores

jueves, 5 de enero de 2017

La danza entre la presa y el depredador

El equilibro de la Tierra lo dan aquellos que aun la sienten como Gran Madre...


"Los seres humanos tienen una visión desvirtuada de la relación entre la presa y el depredador. La mirada del humano siempre es desde la dominación y la jerarquía y de nuevo os equivocáis. En la naturaleza nada es jerárquico ni sobresale, no hay rivalidad ni competencia sino cooperación y unidad.

Cuando los depredadores cazamos somos conscientes del regalo que nos da la presa. Bendecimos esa vida, sabiendo que sin ella no seriamos nada. Y por ello la vida de la presa pasa a ser más importante que la nuestra.




Honramos las presas, les damos las gracias por su entrega. Les cantamos canciones antiguas que vosotros ya olvidasteis hace mucho.
Así la caza se crea, los pasos se dan y no hay drama, no hay violencia, sino una danza donde ambas partes se dan una a la otra. Muchas veces los seres humanos miran con admiración a  los depredadores pues se sienten más unidos a ellos que a ciertas presas, es maravilloso sentir la fuerza del león, las garras del jaguar o el pico que arranca carne del águila, pero de nuevo os decimos, mirar también con admiración a la cebra, al ciervo o al salmón. Ellos nos traen la vida, nos otorgan su don de vida para que podamos continuar, eso sí es admirable.


Y nosotros les honramos, y son parte de nosotros. El depredador entona su canto antes de salir a cazar pidiendo a ese espíritu que esté preparado, que quiera entregarse a que surja en su senda de caza. Aquel que quiera darse, aparecerá. Todo está conectado, así todo es como debe ser.

Y cuando nos miramos, en ese momento de contacto visual, comienza el canto y la danza. Saltamos, corremos, oteamos, nos agazapamos porque de esos se trata la danza de la caza. Y ellos saltan, corren se camuflan o simplemente miran midiendo la distancia, oliendo el canto. Y ellos se dan a la danza, pero no sin antes luchar por su vida. Porque ¿Qué honor habría en vivir en la tierra sin luchar por seguir vivo? ¿Qué sería de nuestros cuerpos sino viviéramos hasta el último segundo sintiéndolo como nuestro templo?

Esta es la danza, a veces uno lleva los pasos, a veces los llevan los otros… pero es una danza, cosa de dos espíritus unidos por Todo Lo Que Es. Ese espíritu te otorga toda su vida para que continúes tu senda, está en cada uno de nosotros el deber de valorarlo, de no despreciarlo y honrarlo. Nunca se caza más de lo que podemos comer. Cada parte de ese animal es para un ser que hará que no quede ni el más mínimo rastro en la tierra.  Así se honra, sin desperdicio, sin acumular, sin codicia. Cuando no se honra a la presa, ese espíritu te posee y hace que enfermes. Ese es el precio que la humanidad esta pagando por como se alimenta.




El ser humanos dejó de ver y sentir la danza de la muerte, ahora la teme. Ahora solo posee enfermedad encerrada en sus presas, miedo, tiranía y enfermedad, el mundo huele a eso. Pero hubo un tiempo no muy lejano, en el que el hombre rendía culto a la presa. Y veían en esta danza una manera armónica de conectarse con todo lo que le rodea.




El mundo cambia, y con el cambiamos todos, estamos a la vuelta de otro gran cambio. ¿puedes olerlo?..."


Conciencia Animal  de la Tierra través de Asi Hidalgo.

Este primer post lo dedico a los gatos que conviven con los seres humanos y nos ayudan a entender esta relación que hoy nos explican aquí. Y en el reino humano quiero dedicarle este post a Nana, una hermana que entiende como pocos lo aquí escrito. Gracias a todos!


Imagen de orca y arenque de Espen Bergersen, www.naturgalleriet.no

lunes, 22 de agosto de 2016

La Maestría Animal





"Muchos animales esperan que se hable con ellos, que podamos conectar para así comprender muchas cosas que nos pasan por alto. Si hay un mensaje que se repite y que lanzan por todos lados, es el de la Unidad, que sintamos esa Unidad. Que todo esta interconectado y que el ser humano es una pieza más del maravilloso puzzle de esta bella Madre Tierra."


La maestría animal es una manera de sentir la vida. Gracias a los animales podemos vivir de una manera mucho más respetuosa no sólo con ellos, sino con nosotros mismos. Pues todo empieza y acaba en uno. Y seguir con ese respeto y honra al pueblo de las plantas, los árboles, piedras, montañas... Y así al sinfín de seres sintientes que pueblan junto al ser humano este bello planeta.

He creado una formación donde se profundiza a niveles increíbles, el límite lo pones tú. Tal y como siento tras mis años de experiencia como comunicadora en consulta y facilitadora de cursos de comunicación, la comunicación va interconectada al crecimiento espiritual de la persona, a la evolución de su alma.

En esta formación no sólo aprendemos a conectar con animales, sino también con los reinos vegetales, minerales, con las montañas, elementos etc... También conoceremos la rica tradición de nuestros ancestros en lo que a celebraciones de los ciclos de la Tierra se refiere: solsticios, equinoccios. Las energías que se mueven en cada ciclo del año...

Nos sumergiremos en la magia de la mano de los Dragones y los Unicornios. Y habrá técnicas de sanación, para animales y su entorno. Así como trabajos con enegías de la tierra, fuegos sagrados, construcción de varitas de poder y muchas cosas más.

La maestría animal nos pone en contacto con nuestros guías animales, para adentrarnos en recuerdos profundos. Lemuria, Atlántida, Egipto, Lakotas, Haida... Conoceremos las antiguas civilizaciones, y viajaremos por ellas de la mano de seres como los delfines, las orcas y el lobo.

Trabajar conjuntamente con los árboles para poder sentir la energía y saberla distribuir, canalizar... Para un comunicador es primordial conocer y estar conectado a la Tierra, a sus ciclos. Entender la influencia de la luna, de los campos mórficos, redes cristalinas y demás conocimientos que nos otorgan sabidurías ancestrales.

Y como no, la convivencia de un fin de semana al mes, en un refugio de montaña en plena sierra de Prades. Un pueblo templario con una energía espectacular y lugares de poder y ensueño. Haciendo tribu, conviviendo... Visitando lugares mágicos...








En julio acabó la primera promoción  y en octubre comenzamos de nuevo (8-9). Si quieres recibir el PDF con toda la información escríbeme a info@hijasdelatierra.es

Más información en  http://www.hijasdelatierra.es/cursos-presenciales/formacion-maestria-animal/


viernes, 3 de junio de 2016

Harambe, el Gorila que nos une.

Mi muerte ni la de ningún ser en la tierra es en vano, es para algo, trae cambios y movimientos.



Harambe se ha hecho mundialmente famoso, un gorila espalda plateada cautivo de un zoo de Cincinnati en EEUU, moría por disparos de los responsables del zoo. ¿La causa? Mostrar curiosidad y atención por un niño de 4 años que había caído a su instalación. La noticia me golpeo a través de Twitter y vi esa cara oscura y me llego la fuerza y lo  mal que habíamos entendido los seres humanos lo que él había querido hacer. He ido posponiendo esta comunicación, aunque sabía que él quería hablar, porque me era difícil, emocionalmente complicado ser capaz de llevar sus palabras y hablar con él desde el centro. Hoy al verlo de nuevo siento que es el momento.


Lo primero que hice fue buscar el nombre de Harambe en internet para ver que simboliza, y cuál es mi asombro cuando leo:

Es la expresión que se usa en África cuando se necesita que todos colaboren con todos. ¿Hay una familia en apuros? ¡Harambee!, ¿Hay que construir una escuela o una casa? ¿Hay que allanar un camino? ¡Harambee! Cada uno ofrece todo lo que puede: trabajo, dinero, esfuerzo, materiales…
Todos dan y todos reciben

Así que ya con este nombre y esa fuerza que siento al mirar su imagen relacionado con esa fuerza de unidad conecto con él:

- Mira mi nombre, escucha mi nombre, ese soy yo. Los humanos no entendéis nada. Actuáis, actuáis sin pensar, ciegos, sordos, sin tener en cuenta nada mas que el miedo que habita en vosotros. No sois capaces de ver más allá de las rejas, del miedo, de que podría ser, del sí fuera posible… Sois cautivos de vuestros miedos y los que estamos entre las rejas físicas somos vuestro reflejo”.

- Harambe, ¿ Cómo te sientes?

Estoy tranquilo, calmado, los últimos instantes fueron muy rápidos, hubo mucho movimiento a mi alrededor, no entendieron nada, no supieron ver que sucedía, que pretendía…  Veo de nuevo la selva esmeralda, veo de nuevo el verde y el olor de las hojas, estoy con mi familia de nuevo, soy todo y soy nada, estoy bien.

- ¿Qué hacías con el niño que cayó al foso?

Su corazón hacia mucho ruido, no entendía nada, pero estaba calmado. Lo observé, lo olí, olía a humo humano, empezaba a sentir miedo en su corazón, pero no por donde estaba sino por quienes había al otro lado ( me muestra la sociedad humana ).Todo está supeditado a un plan mayor, hay que cosas que solo las que estamos implicados necesitamos conocer, esto ya lo sabíamos.



- ¿Qué te hizo sentir ese niño?

El olor de las primeras edades en muy similar en todos los animales, sean quienes sean. Asi que estuve oliéndolo, sintiendo su corazón agitado y calmando su confusión, hablé con él, él me entendió. Este encuentro será una semilla que germinará en el tiempo. Es para su futuro, algo se moverá en él.

- Muchos humanos pensaron viéndote que le harías daño a ese niño, que le ibas a atacar, de ahí la decisión de dispararte. ¿Qué tienes que decirles a todos ellos, a todos los que sintieron ese miedo?

Que no ven, solo miran, echan ojeadas desde el miedo. Sé que hay personas que nos estudian que nos miran lento y pausados y son capaces de saber si tenemos miedo o estamos contentos, ellos saben que nunca pretendí hacer daño alguno. El movimiento entre los míos es usual, nos saca de conflictos, de estados de confusión. Cuando te mueves todo se acciona, eso hacia yo, moverlo.
Hay quien solo ve mi grandeza física, mi mirada fuerte y dura, pero de nuevo os digo, solo veis aquello que sois, aquello que proyectáis. Soy fuerza, pero no soy agresión, no soy conflicto, soy llamada, soy atención, doy alarmas, pero no soy aquel que porta la muerte.

- ¿Qué mensaje quieres decirle a aquellos que quieran leerte?

- Dejar de mirarnos como atracciones, como algo exterior a vosotros, o externo, somos UNO, soy vosotros, soy tú. Mi vida no es natural aquí, solo es un llamado a vuestra dominación, a vuestro instinto de supremacía. Es doloroso, es agotador seguir en ese mismo patrón por tanto tiempo. Soy la selva, soy la planta, la roca y la humedad del cielo de la selva. Hasta que no seáis capaces de sentir en vosotros ese corazón de UNO, estaremos condenados a esas vidas. Mis hermanos allá siguen condenados a esa vida. Sed capaces de miraros en los ojos de los animales que adoráis, pero no dejáis que sean quienes son. Sed capaces de miraros a vosotros mismos sin miedos. Aceptar y perdonar, como nosotros lo hacemos.



La muerte no es un castigo, no es un final es volver de nuevo a ser, volver a la unicidad. Morir es movimiento, es seguir, es avanzar… La muerte es un regalo.

Quiero decirle unas palabras a esa persona que me disparó: te perdono, sé que fue el miedo el que apretó ese gatillo. Aprende de esto, sigue el camino, no te quedes estancado.  Todo está bien.


A aquellos que se movilizan desde el odio, desde el rencor y el miedo, miraros de frente, ver esa rudeza, ese dolor en vuestros corazones y abrazadlos, un abrazo fuerte de gorila, así me ayudaréis. 

Mi muerte ni la de ningún ser en la tierra es en vano, es para algo, trae cambios y movimientos.

La vida es un regalo, no os quedéis estancados, moveros todos a una, Harambe, todos a una, harambe…

Gracias por llevar las palabras hija de la tierra,

Harambe a través de Asi Hidalgo.

Bendito seas Hermano de la Selva!


Petición para trasladar a los hermanos de Harambe a un santuario.


martes, 29 de marzo de 2016

De como el cuervo se hizo humano y recordó su esencia


La vida siempre trae regalos, como este cuento que me regalo una hermana de la tierra, la Mujer Cuervo...




Hace algún tiempo, no tanto como se cree, los humanos vivían en armonía con la naturaleza, respetaban el bosque porque vivían de él, sabían expresar el respeto por las presas cazadas a las que honraban y veneraban como sustento de su existencia, sabían que sus almas bailaban el mismo son que la madre naturaleza, sus vidas eran sencillas y duras, pero eran libres de alma y corazón allí donde la tierra se cubre de cristales blancos. 

Pero el tiempo pasó y otros hombres de diferentes civilizaciones y culturas aparecieron en la tierra de los cristales blancos con sus armas de fuego y sus vidas complicadas y destruyeron la esencia y el alma de estos pueblos rompiendo el equilibrio con la madre naturaleza. 

Un cuervo del bosque lo vio todo y compadeciéndose del humano le pidió al gran espíritu que le ayudara a recuperar el equilibrio, a infundir de nuevo la esencia de la naturaleza en los corazones de todos los hombres y el gran espíritu le escuchó y apareció con la forma de un gran reno para hablarle al cuervo.

 - Solo los humanos tienen el poder para ayudarse a sí mismos, deben ser ellos los que encuentren la senda para volver a ser uno con su esencia. 

Entonces el cuervo graznó diciendo:

 - En ese caso quiero ser humano, quiero ayudarles a abrir sus corazones.– a lo que el gran espíritu le respondió rotundo: - Si fueras humano pensarías como un humano, sentirías como un humano y no podrías ayudarles.  

El cuervo se quedó pensativo un momento pero enseguida replicó:

 - No, yo sé que puedo recordar mi esencia, sé que puedo ayudarles. 
 -Que así sea – le respondió el gran espíritu – vivirás una vida de humano y tu vida como cuervo acabará. El cuervo asintió con firmeza y el gran espíritu le concedió lo que pedía, su cuerpo de ave murió y su alma transmutó para nacer en otra época y en otro lugar. Nació siendo una niña en una familia normal, en un sitio corriente, pero lejos de las tierras cubiertas de cristales blancos.

 Al principio al cuervo, que recordaba su esencia y su anterior vida, le costaba acostumbrarse a ese nuevo cuerpo, a la densidad de las emociones que le inundaban, no podía volar, y estar siempre en tierra le mareaba, además apenas soportaba el tacto con otros humanos, añoraba sus plumas y la protección que le proporcionaban. Pero su madre humana le hizo conocer el cariño y la protección añorada y poco a poco la niña cuervo se acostumbró a su nuevo cuerpo y comenzó a crecer y a aprender como un humano, a jugar como un humano y por supuesto a pensar como un humano y entonces olvido su esencia y aquello que confiaba que no iba a pasar sucedió y el bosque entero se estremeció lamentando la perdida. 



 El tiempo pasó y la niña cuervo se convirtió en una mujer y se enamoró de un humano, un humano al que había conocido por otras muchas vidas y se sintió feliz al reencontrarse con un alma amiga y su vida olvidada comenzó a despertarse. Reconoció al hermano lobo, al hermano búho, al hermano rio y al bosque y se estremeció de dolor con lo que el humano hacía con la madre naturaleza y lloró ante el desequilibrio y la oscuridad de la sombra en la que estaba sumida la humanidad. Pero su esencia aún estaba olvidada y su lucha era desde el dolor y la ira, su lucha contra lo que llamaban civilización y progreso, contra la dominación del hombre y su superioridad solo existente en sus mentes. 

 Pero la mujer cuervo se dio cuenta de que ahora ella era humana y formaba parte de esa civilización y cambió su actitud, el humano también forma parte de la naturaleza a pesar de todo. Y entonces conoció a la mujer Orca, aquella que trae la esencia del mar y ella le enseñó el arte de la escucha, de la escucha desde el corazón.



 Y le hizo despertar su esencia y la mujer Cuervo la recordó y escucho de nuevo a sus hermanos, y entonces comenzó a pensar como un humano/cuervo y su lucha se hizo diferente, ayudando a los humanos a entender su esencia y su naturaleza, sus luces y sus sombras, sus emociones positivas y negativas y comenzó a fluir y a luchar no desde la ira y el miedo sino desde la perspicacia y verborrea del cuervo. 

 Entendió su sombra y que forma parte del equilibrio. Entendió que el miedo y la ira son emociones que están en la sombra, no hay que renegar de ellas, hay que vivirlas y abrazarlas y entonces así sabrás quien eres y no te temerás a ti mismo. Y un día buscando su esencia más profunda, la mujer Cuervo viajo a tierras del norte, donde la tierra está cubierta por cristales blancos y entonces, al ver a sus hermanos cuervos sobrevolar los inmensos bosques y lagos, al ver las esencias de los antiguos humanos en las piedras y en los bosques y en los ojos de los que allí habitan, recordó esta historia para que fuera contada y para que el humano no la olvide, para que no olvide su esencia y su conexión y equilibrio con el gran espíritu.

Gracias Nana, por no olvidar... por recordar... por estar...


lunes, 11 de enero de 2016

Viviendo el desequilibrio.


"El hombre no puede seguir siendo igual cuando el mundo cambia alrededor."







Esta frase la pronunciaba el personaje de un indio, en la película el LLanero Solitario. También decía al observar como animales herbívoros atacaban a sus depredadores aquello de “ La naturaleza definitivamente está desequilibrada.”. 


Pues en eso estamos inmersos, en un gran desequilibrio, que como siempre la Madre Tierra acabará armonizando porque todo son ciclos, pero ese desequilibrio existe y el responsable es el ser humano.

Hace ya algún tiempo que la tierra y sus hijos hablan de cambios, y ya están sucediendo. Muchos animales nos han hablado de que no hay que tener miedo a estos cambios, que son parte del ciclo de la tierra y que el ser humano debe de una vez por todas ser capaz de asumir las consecuencias de sus actos y emprender un nuevo camino más acorde con lo que estamos viviendo. No es algo que vaya a suceder como un solo acto de destrucción, como tantas películas de Hollywood quieren hacernos creer,  es algo que ya lleva sucediendo tiempo y que muchos ya intuyen.


El otro día vi una noticia sobre un oso polar comiendo un delfín, hasta ahora no solían ser parte de sus presas, pero el cambio en el clima (que todos podemos ver ) han hecho que la falta de presas, cambios de corrientes y abertura del hielo, se encuentren. También me dijeron sobre un ciervo que se comía un pájaro, y se han avistado animales que no suelen verse como orcas en el litoral catalán. Como siempre la naturaleza habla, y habla de desequilibrio y adaptación para poder seguir conviviendo y evolucionando.

Como la noticia del oso polar, me dejo bastante asombrada , decidí hablar con él pues  en otras conversaciones que había mantenido con ellos, sabía qué ellos son unos grandes trabajadores de la energía magnética; allá en los polos y que su labor esta muy conectada a la madre tierra. ( http://www.hijasdelatierra.es/blog/la-profundidad-por-el-oso-espiritu/ )






Siento una enorme presión en la cabeza, y dolor en la parte izquierda de la cabeza. Siento como come el delfín, los ruidos de los huesos, del tejido a estirar y comer. No disfruta con esta comida, no es bueno para él, pero es lo que hay, Siento sus patas como cosquillean sus plantares. Me dice que ya no tienen la misma fuerza magnética, que han perdido mucho.

Las estrellas, la luna, los astros, todo está unido, y desde arriba la luz entra en la tierra. La luz entra por los polos, es su entrada natural y desde ahí se ancla, se fija para todo este bello planeta. Hay cristales muy antiguos aquí abajo, que hacen esa labor de almacenar e irradiar, pero esos cristales están siendo bombardeados por frecuencias para su alteración. Todo eso hace que estos momentos sean delicados tanto para nosotros como para la fauna que vive aquí. Pero no sólo para nosotros sino para todos los que habitan este planeta.

La fuerza magnética está asociada a la fuerza de la gravedad, y todo ella hace de este plantea lo que es.

El magnetismo guía a cientos de miles de animales, en sus migraciones, aves, cetáceos, e insectos…¿que pasará si se pierde?

El caos, la confusión, el desequilibrio…Recuerda que para que algo vuelva al centro, antes debes oscilar y en esa oscilación esta la intención siempre de retornar al centro, a la quietud, al equilibrio.

¿Cómo hace que nos sintamos todo esto, en los cuerpos físicos? Te siento con dolor de cabeza y presión?

Todas estas energías no ayudan a que las personas estén enraizadas, la mente estará más activa pues la raíz costara más. Molestias en la parte de la cabeza, dolores, migrañas, hombros, pecho, todo el cuerpo superior. Sensaciones  de cansancio, embotamiento, como de no estar del todo presente. Y la confusión se adueña de las mentes, porque sus registros se mezclan y no hay guía. El norte es el guía, si se pierde el norte…

Eso es algo que decía mi abuela sobre personas que se habían vuelto locas, o estaban como idas, ha perdido el norte decía...Todo esto da miedo, porque no sabemos a qué nos enfrentamos, que va a pasar…

El miedo siempre esta presente en vuestros cuerpos, es la energía que más emitís. Nosotros como parte de la tierra, conectados a ella sabemos que es parte de un ciclo. Esto pasa porque así debe ser, y nos adaptamos. Vosotros lucháis, os resistís y no fluis. Solo hacéis que enfadaros y entrar en momentos de pánico porque el control se os escapa.

¿Y que podemos hacer?, porque además somos en gran parte responsables de todo esto.

Fluir y no estancaros. 

Daros cuenta, sed conscientes y actuar desde vuestra humanidad. Cada uno desde el mismo, desde su círculo cercano, granito a granito, mano a mano, corazón a corazón.

La tierra es amorosa, es nuestra gran madre, ella os ama, nosotros los animales os amamos, todo el reino. Sabíamos que esto venia, que vendrían cambios porque esto ya ha pasado otras veces sólo que el hombre ha olvidado. No es trágico, no es dramático, no es irreal, el cambio es evolución, el cambio hace que nos movamos. 

Los ciclos son lo que da la estabilidad, aunque os cueste contemplarlo así y entenderlo.
Nadie os culpa por todo lo que habéis hecho, solo vosotros a vosotros mismos. Sí que  tenéis responsabilidad en lo que sucede, pero no para culparos y fustigaros y dividiros aún más, sino para que os deis cuenta y empecéis a vivir desde otro lado; desde el corazón y el sentir.

El desequilibrio sucede porque el péndulo debe encontrar el centro de nuevo, a acorde a lo que existe hoy en día, es eso solamente. Eso es lo que llamáis evolución.

Para evolucionar se necesita la confianza y el soltarse, desaferrarse es vital. Sino lo postergareis y cronificareis como hacéis con vuestras emociones. Esa es la clave, confiar y sentir. 

La tierra es mucho más de lo que creéis, si solo fueseis capaces de veros desde nuestros ojos…


Bendigo a todos esos animales que son mi alimento, pues sin ellos no soy nada. Soy el cazador temible, así me ven muchos humanos… Soy el delfín, la foca, el zorro y cada pez que está en mí, la muerte nos honra, la muerte nos da vida, así como la mía dará vida a otros, es otro ciclo… En mis garras el amor a mi madre está latente, aquí seguiré mientras ella así lo quiera.

Gracias por llevar nuestra voz, siente mi garra en tú corazón, te veo en mí.

Gracias Oso.


Los grandes cambios están por venir desde las aguas del planeta, pues ellas son la que generan la vida y son las que sostienen el gran arquetipo emocional de la humanidad. Muchos animales nos han hablado de esos cambios que vienen. Muchas compañeras me hablan de que sus animales los ven, más alterados, los seres del mar hablan de cambios, de fluir. Brenda hablo con un tiburón ballena que le contó sobre cosas de estos cambios:




 ¿Cómo sientes el Mar?

“Enfurecido y cansado, muy cansado. Está haciendo un cambio y eso conlleva que su energía esté baja
Sois como una hoja flotando en un rió, sin saber realmente hasta qué punto fluís con él, pero no importa la consciencia que tengáis de ello, seguís siendo la hoja y seguís flotando en el agua de esta Madre Tierra.”

¿Cuál es el papel del humano en esto?

“Hay situaciones en que podéis tomar un papel, pero en esta sois la hoja, y una hoja no cambia el curso de un río. ¡Dejaos fluir con amor y respeto, este cambio es importante y necesario, no preocuparos y no temáis en este ciclo el trabajo es del Mar, fluir con él! ¡Nada más!”

*¿Qué pasa con el cambio climático?

“Esa es una pieza que deberéis mover y rápido. ¡Hay cambios que no se puede parar y hay cambios que no se deben parar! Pero todos los seres debemos tener conciencia del hermano de al lado, honrarlo y cuidarlo en la medida que nos toque y que sintamos. Eso es estar en unidad y ser un alma que ha venido a convivir en este planeta. Los demás no pertenecen a este mundo, a este momento y este lugar, y terminará por desaparecer.” (Me ha venido a la cabeza el final de la canción “Instinto Animal”: La Tierra no nos pertenece, debemos compartirla, es nuestra única esperanza… Todo es posible aún. Recalcando esa parte ya que podemos dejar de pertenecer a este mundo como dice el Abuelo Tiburón… “y terminará por desaparecer”



Gracias a todas las personas que están sosteniendo y que vibran ahí, gracias a los animales, y gracias Madre Tierra, hasta que tu decidas, aquí tus hijos seguiremos contigo.

AHO!

http://www.republica.com.uy/calvario-las-ballenas/548857/

https://actualidad.rt.com/actualidad/193059-apocaliptica-ballenas-varradas-masivo-chile



Fuente noticia oso polar: 
http://www.lavoz.com.ar/ciudadanos/por-primera-vez-observan-un-oso-polar-comer-un-delfin-y-culpan-al-cambio-climatico


domingo, 3 de enero de 2016

El Gran Antepasado Tiburón.



Pocos animales despiertan miedo en tantas personas en el mundo, como lo hace el tiburón. Le debe su fama a los libros y películas que le han otorgado una fama de sangriento y voraz come hombres. Un animal que apenas ha tenido que evolucionar para seguir adaptándose a un medio cada vez más contaminado y que ha aprendido a evitar, a  toda costa al hombre, pues somos su gran depredador. En la vida marina tan sólo la poderosa orca es depredadora del enorme tiburón blanco.





Un animal que debería fascinarnos por todo lo que nos puede enseñar, más allá de sus enormes fauces y ese instinto sangriento que nos han contado. Informaciones  donde los intereses monetarios que  siempre están detrás de todas esas alarmantes noticias inflando y buscando el morbo y la alarma social. Todas esas cuestiones han hecho que se le tema, y cuando temes algo no puedes empatizar, ni preocuprate por él, ni siquiera consideras que sea un igual, porque cuando temes no miras de frente, miras desde la profundidad de la oscuridad,

Anne Breytenbach , comunicadora animal sudafricana, ha estado hablando con ellos. Y ha publicado  un vídeo sobre la importancia de como entramos en el agua, en lugares donde se convive con ellos. De nuevo la energía es de vital importancia , como nos relacionamos con el medio, como interactuamos energeticamente con todo lo que nos rodea, porque todo eso habla por  nosotros, y esto es lo que sucede en la mayoría de ataques de tiburón.

Gracias  a Eva Sierra, por traducir este vídeo, para que podamos entender ese mensaje de la comunicadora Anne Breytenbach.



TRADUCCIÓN DEL VIDEO.

"Ann B. habla de que como Comunicadora tiene la oportunidad de hablar con los animales telepáticamente o energéticamente y ver qué sienten en sus vidas y hábitats naturales. 

Ha hablado con el espíritu grupal del tiburón.

Debido a los últimos ataques de tiburones hacia las personas se ha generado mucho miedo y hay mucha reacción. Se los pretende alejar con medios físicos, perseguir y, lo peor, incluso matar.
Se les acusa de "atacar fríamente" (cold attack) y ella les ha preguntado.

Cuenta que que los tiburones no tienen intención de atacarnos ni de comernos (no formamos parte de su alimentación).

Le cuentan que les es difícil acceder al alimento, que ha disminuido mucho (muestra bancos de peces de un tamaño medio sobre todo) por lo que pasan mucho hambre, prácticamente todo el tiempo hambrientos y compitiendo entre ellos por el alimento y el territorio.
Se reducen sus áreas de alimentación y tienen que moverse y encontrar otras zonas inseguras para ellos..

Los humanos que hacen deportes en el agua (surf, kayak y otros deportes) entran en ella con altos niveles de competitividad enviando estas señales fisiológicas al agua, las frecuencias electromagnéticas de nuestros cerebros y corazones humanos compitiendo es una señal más de competidor por el alimento e incluso de depredador, de caza. 
"Coger la mejor ola", es analógico a cazar, así que el agua trasmite esa sensación de competitividad al ambiente, como si cazáramos nuestro alimento, a la que ellos son muy sensibles.

Explica cómo le muestran que lo reciben. Sienten esa "bola energética de competitividad" y se acercan a ella.. Generalmente pierden interés enseguida cuando ven de qué se trata. Le hacen sentir el sabor desagradable que los humanos tenemos para los tiburones.
Pero si el humano entra en pánico al ver al tiburón, se comporta como una presa, emitiendo esa señal electromagnética al agua y aumentando la señal de caza, el tiburón, que para probar cosas tiene que morderlas, prueba y suelta, ocasionando con ello lesiones graves en arterias y otros vasos, aunque su intención no es atacarnos ni matarnos.

Si estamos en lugares que pueden frecuentar los tiburones, hemos de enviar señales holográficas de calma, de tranquilidad. Hemos de tener presente que hay que entrar al agua desde estados de consciencia de calma. Divertirnos sin competir. 
Empezar con pequeños paseos cercanos a la playa .. Enviarles constantemente señales de gratitud y armonía, repitiendo el proceso.
Envolvernos en una burbuja de gratitud y paz que no envíe información como señales de caza a las aguas, no para "protegernos y salvarnos del depredador", si no para que él entienda que no estamos compitiendo por el alimento con ellos (que debido a las distintas acciones humanas ha disminuido en el mar), sino para integrarnos con la vibración natural del mar y "desaparecer" para ello.
Es la mejor técnica para ello, que la usan aquellas personas que nadan con tiburones y que es más útil que cualquier tecnología conocida.

El mensaje es sencillo y claro "disfrutar de la Naturaleza conscientes en armonía con ella, sin señales de competición o huida, manteniendo y enviándoles inocencia y gratitud. Ellos sienten una inmensa compasión por el humano al que no pretenden atacar o matar, esa no es su intención, no está en su naturaleza."

Muchos de estos ataques a humanos se producen en momentos como grandes finales de alta competición, donde el estado de los participantes y observadores (familiares, aficionados...) es de alta competitividad (eustrés = adrenalina). Por eso es el momento más frecuente, por las señales que llegan desde el mar.

Hay cerca de 20 especies de tiburones en el mundo y todas están amenazadas y en peligro de extinción y esto 
ocurre con otras especies marinas. Anne cuenta que muchas de las soluciones que se buscan pretenden hacer daño a los tiburones: perseguirlos, atacarlos, ponerles redes especiales para capturarlos, llevarlos a otros lugares..
Hay que protegerlos junto al resto de especies marinas.

Está científicamente demostrado tanto en tierra como en el mar, que actuar matando al depredador no funciona y lleva al desequilibrio, porque hay especies que adquieren niveles de superpoblación y acaban con otras especies.. Se rompe el equilibrio natural, es el "Síndrome de Supervivencia" de las especies.

Los tiburones sienten una inmensa compasión por el humano como el resto de las especies. Desean que disfrutemos de las aguas en actitud tranquila, en plena consciencia, en presencia (electromagnéticamente armónicos, sin ruidos mentales, en calma).. Por juego y diversión inocentes y no en actitud de competición, de manera pacífica."


El ser humano debe dejar atrás creencias tan nocivas como la competitividad, la dominación y dejar y confiar que la naturaleza se equilibre como sólo ella sabe hacerlo. dejando de hacer tantas cosas que no son beneficiosas para nadie. 

Este vídeo demuestra lo que nos cuenta Anne Breytenbach, sobre la manera de interactuar desde el respeto y la unidad con estos bellos seres. No es importante que podamos tocarlos, o estar cerca de ellos, sino que ellos sigan estando en ese lugar ue les pertenece por derecho de nacimiento. Eso es lo que debería importantrnos que siguieran, que estuvieran ahí para los restos de los ciclos, tantos como llevan aquí en la tietta. 

El Gran Antepasado Tiburón.




Dicen los viejos kahunas hawaianos que Dios creó primero el mar, luego la tierra y más tarde los fenómenos atmosféricos. Cuenta la leyenda que el mar se enamoró de la tormenta y la sedujo arrastrándola a las profundidades, donde tuvieron un idilio del que nacieron las olas (nalu). Estas vagaron durante años por las profundidades y Dios, al observarlas, se sintió complacido. Tiempo después, Dios creó al hombre e hizo para él un paraíso volcánico. Pero al ver que el hombre de vez en cuando se sentía vacío y necesitado, ordenó a las olas que fueran en su busca. Estas, en un alarde de fuerza y energía, cruzaron los mares en forma de ondas hasta llegar a la costa. Al contemplarlas, el hombre se rindió ante tanta belleza y, en un gesto espontáneo de amor y desprendimiento, hombre y ola se fundieron en una danza sagrada, que se llamó choree, surf. La danza de alabanza a Dios entre el hombre, la tormenta y el océano.


Benditos seas Ouha (Hombre Tiburón).





Gracias a Anne Breytenbach por su excelente labor, gracias  a Eva Sierra por acercarnos y unirnos con el logos  y gracias a los tiburones.

Luz para todos aquellos que mueren de manera atroz a manos del hombre.



miércoles, 16 de diciembre de 2015

Despidiendo a Mandla... el León de las Estrellas

In Memoriam de "Mandla, Aslan, StarLion", Rey de los Leones.




Hace sólo un par de días venía de vuelta de dar un curso viajando en el tren me llegó una triste noticia, Mandla el gran rey de los leones blancos  había muerto. Sucedió el día 5 de diciembre el mismo día que murió Mandela, hace ya dos años. Mandela y otras personas con mucha sabiduría habían hablado de estos maravillosos animales y de su procedencia estelar.


Su muerte ha sucedido de manera natural,en paz y acompañado por los suyos. Llevaba más de dos décadas en su lugar de origen, Timbavati, desde que Linda Tucker y su fundación WhiteLions lo rescató de un programa de caza enlatada, donde el león se vende como trofeo a cazadores sin escrúpulos que los abaten en la misma jaula que viven, a bocajarro, un sin sentido. Para más info sobre este tema, contamos con la maravillosa ayuda de Eva Sierra, veterinaria y comunicadora, que ha sentido su llamado y colabora conmigo, en esta labor, traduciendo  el post sobre esta actividad y como podemos ayudarles. https://www.facebook.com/notes/centro-veterinario-chiva/caza-enlatada-qu%C3%A9-puedo-hacer/757217344382573

Su nombre allí  era Rambo, ellos lo cambiaron a Mandla, cuando consiguieron sacarlo de allí. Esto sucedía en el año 2000. Su vida cambio, junto con Mara, la leona, fueron los fundadores de ese nuevo linaje real en libertad en las tierras de Tau, que les pertenecen por derecho.



 Se queda su legado en esas tierras, legado con nombre propio, Matsieng, Zukhara y Nebu, así como sus descendientes.

El día 5 tuvo lugar un entierro acorde al sentir que muchos tenemos, de tradición chamanica del León. En ella se habla de que estos animales son hijos celestiales de las estrellas y que están aquí, haciendo una labor incansable para y por la humanidad y el planeta.

La chaman Maria Khosa puso los mantos tradicionales sobre el cuerpo del gran león, allí estaban Linda, y otras personas, curanderos, hombres y mujeres medicina. Y personas de  todo el poblado, despidiendo un rey, un gran rey.



Credo Mutwa, chaman Zulú y Hombre Medicina del León, habla de ellos, como grandes seres celestiales, seres espirituales de una espectacular vibración y que es necesario que se dejen de matar y desterrar de su lugar de origen en Sudáfrica. Es de vital importancia que ellos regresen a su lugar de origen y que se les vea y sienta como lo que son, mensajeros de las estrellas, animales que vienen con mensajes que hay que escuchar e integrar.



Si queréis más información sobre estos maravcilloso seres podéis leer más en http://www.hijasdelatierra.es/blog/los-leones-blancos-de-ti/ y en http://whitelions.org/

Cuando llegué a casa encendí una vela dorada con su imagen al lado, quemo serena y pausadamente. Su espíritu esta en las estrellas, de vuelta a casa, saluda a sus hermanos y hermanas allá arriba. Hoy aquí le lloramos pero sabiendo que siempre estará con nosotros, que Mandla, el rey de los leones blancos, estará siempre en nuestros corazones.



 Este libro es la gran historia de los leones blancos, en su portada esta él Mandla. Podéis comprarlo en http://www.whitelions.org/uk/shop/mystery-of-the-white-lions/



MENSAJE DE MANDLA



"Todo el mundo sabe que tiene que hacer, cuál es la manera de actuar, pues su corazón se lo dice. Y sus almas cantan las canciones que les acompañan en su viaje en la tierra. No es cuestión de no saber, de no conocer, sino de no escucharos. De no respetaros desde esas partes genuinas y reales que sois. El corazón y el alma son vuestras verdaderas puertas, no hay otro camino. Dejad de querer saber, de querer hacer y sentir ese amor, esa luz, esa conciencia expansiva que está en vosotros.
No hay mas manera de ser aquí. Mientras busquéis como hacer la cosas, o qué hacer, estaréis sordos a vuestra canción. No resonareis con quienes sois, ni con vuestro lugar de origen. Es de vital importancia para los tiempos venideros, que se tengan presente estas verdades, estas realidades. Serán momentos de confusión y duda así que necesitáis estar definidos y conectados a vuestra realidad y verdad.
No hagáis caso a aquellos que no resuenen en vuestros corazones. Seguid el llamado de los propios, no temáis ni viváis la vida esperando que otros decidan, o ustedes decidan la de otros por ellos mimos. Responsabilidad en cada paso, eso se pide, porque así debe ser.
Ser y amar, expresar todo eso, desde vuestros corazones y daros cuenta de una vez por todas. Los llamados se hacen porque hay quien los escucha, hay quien recuerda la escucha y la lleva en sus manos. Hay quien la propone y hace que otros la recuerden, por eso estas leyendo esta líneas, porque sientes mi llamado.
El llamado de tu corazón de León.
Sigue ese senda, se impecable, se león, con fuerza y orgullo y siempre desde la humildad y la compasión.
Os amo. Desde aquí arriba todo es imperecedero, nos volveremos a ver."
Mandla, Rey de Reyes a través de Asi Hidalgo.





"Sólo cuando los humanos muestren veneración por el carácter sagrado de la Naturaleza, podremos re descubrir la llave para salvar a nuestro planeta."

Linda Tucker, Fundadora de Global White Lions Portection Trust.


Información e  imágenes extraídas de http://whitelions.org/2015/12/13/tribute-to-the-king-of-lions/

Imagen final de la artista  Carol Calavaris.